Volkswagen R: “The Premium Performance Brand”, una historia de éxito

Volkswagen traslada a sus coches de calle toda la experiencia cosechada por sus éxitos en el Motorsport

Siete modelos formarán la gama R completa: Arteon R, Arteon Shooting Brake R, Golf R, Golf R Variant1, T-Roc R, Tiguan R y Touareg R

El nuevo Golf R estrena el sistema de reparto vectorial del par conocido como R-Performance Torque Vectoring y los nuevos modos de conducción Drift y Special

Basados en la plataforma MQB, comparten tecnología: motor 2.0 TSI, tracción 4MOTION y cambio DSG de siete velocidades

El Touareg R, construido sobre la plataforma MLB, incorpora por primera vez en la gama R tecnología híbrida enchufable, con una potencia de 340 kW (462 CV) y un par motor de 700 Nm

El precio de acceso a la gama es de 47.800€ para el T-Roc R (descuentos, campañas y financiación incluidos)

Madrid – Volkswagen presenta la gama deportiva R más grande de su historia en el Circuito del Jarama para seguir transmitiendo la máxima emoción y deportividad a sus clientes.

Volkswagen es una marca que se puede reconocer por muchos atributos. “La marca del coche del pueblo”, una marca con un modelo para cada tipo de cliente, una marca que ha acercado la tecnología incorporando tecnología de segmentos superiores y, como no, una marca que ha democratizado la deportividad.

Volkswagen ha despertado emociones a través de sus modelos más deportivos, en los que ha incorporado tecnologías de segmentos superiores, así como innovaciones aprendidas en el mundo de la competición, y que después ha trasladado a sus modelos de calle.

Un buen ejemplo de deportividad son cada una de las ocho generaciones de Golf GTI. Tres siglas que lo significan todo y que hicieron correr al Golf allá por el año 1975, llevando la deportividad al segmento compacto con un motor 1.6 de 115 CV. Un proyecto que se planeó inicialmente para lanzar 5.000 unidades y que, a día de hoy, ya cuenta con más de 2,3 millones de unidades en todo el mundo.

Para aquellos clientes que querían más prestaciones, Volkswagen desarrolló nuevos modelos. En la segunda generación lanzó el Golf Rallye. Un vehículo creado para homologar su participación en el campeonato del mundo de rallyes. Contaba con un motor G60 sobrealimentado con el famoso compresor volumétrico G-lader y tracción integral Syncro. Este vehículo rendía 160 CV. Ya en la tercera generación, Volkswagen lanza su primer motor de 6 cilindros en su famoso compacto: el VR6. Este motor tenía la particularidad de montarse de forma transversal, debido al espacio limitado que ofrecía la parte delantera del vehículo, así que se desarrolló un motor de 6 cilindros en “V compacta”, con una sola culata. Rendía una potencia de 172 CV en su versión de 2.800cc, y de 190 CV para una futura evolución con cilindrada de 2.900cc. Esta última, también ofrecía la posibilidad de incorporar tracción integral Syncro. Gracias a estos modelos, se cumplieron sobradamente las expectativas de los clientes que buscaban máximas emociones.

En 2002, llegó el primer capítulo R. Tomando la base de sus predecesores, en la cuarta generación del Golf el departamento de Volkswagen Motorsport desarrolló un vehículo con tracción integral, esta vez Haldex, y con un motor V6 que rendía 241 CV gracias a sus 3.200cc de cilindrada. Este detalle daba nombre al nuevo modelo. El Golf R32 marcó el inicio de la gama R con unas líneas deportivas y musculosas. Desde entonces, todas las generaciones del Golf han tenido un representante R. Pero Volkswagen R no es solo Golf, también hay modelos emblemáticos de la marca como el Passat R36, el Touareg R50, o el mítico Scirocco R. Incluso se comercializó una exclusiva versión del Golf Cabrio en la sexta generación del modelo: el Golf R Cabrio.

Gran parte del éxito, se debe a la vinculación de Volkswagen con el mundo de la competición donde la marca ha obtenido numerosos éxitos y donde ha aplicado la innovación y tecnología desarrolladas en los modelos de calle de la marca.

Entre las victorias más importantes se encuentra los triunfos del Touareg en el Dakar entre los años 2009 y 2011, con Carlos Sainz ganando en 2010; las victorias del Polo R WRC entre 2013 y 2016 en el Mundial de Rallyes con Sébastien Ogier o los recientes récord del ID.R, el máximo exponente de deportividad eficiente de Volkswagen. El primer coche de carreras totalmente eléctrico de la marca batió el récord absoluto de la mítica subida a Pikes Peak con un tiempo de 7:53; se convirtió en el vehículo eléctrico más rápido de Nürburgring Nordschleife al completar los 20,8 km del trazado alemán en un tiempo récord de vuelta de 6 minutos y 5 segundos; y logró el récord absoluto en el festival de velocidad de Goodwood.

Hoy Volkswagen, bajo la marca R “The premium Performance Brand”, presenta la gama deportiva más amplia de su historia ofreciendo siete modelos: Golf R, Golf R Variant1, Arteon R, Arteon Shooting Brake R y los exitosos SUV T-Roc R, Tiguan R y Touareg R, este último con tecnología híbrida enchufable.

Golf R, el Golf de serie más potente jamás desarrollado por Volkswagen

La quinta edición del modelo R de la gama Golf monta un motor 2.0 TSI turboalimentado de 230 kW (320 CV) con transmisión DSG de 7 velocidades y tracción 4MOTION, con una aceleración de 0 a 100 km/h en 4,7 segundos y una velocidad máxima de 250 km/h, ampliable hasta los 270 km/h con el paquete opcional R-Performance.

El sistema de tracción total 4MOTION con el sistema de reparto vectorial del par conocido como R-Performance Torque Vectoring, actúa como centro de control, distribuyendo la potencia del motor no solo entre los ejes delantero y trasero, sino también, de forma variable, entre las dos ruedas traseras. Esto le confiere al Golf R una agilidad significativamente mejorada, especialmente en las curvas, que hacen que la conducción, además de dinámica y divertida, sea especialmente cómoda.

Gracias al Gestor Dinámico de Marcha, la tracción total también está interconectada con otros sistemas del chasis, como el bloqueo de diferencial (XDS) y el control de chasis adaptativo DCC. La integración de estos sistemas, la reducción de peso de varios componentes y la barra estabilizadora trasera deportiva, que aumenta la estabilidad y resistencia a la torsión en el paso por curva, resulta en unas características de tracción óptimas y en una conducción de alta precisión.

Opcionalmente, el mencionado paquete R-Performance incluye el Selector de Modo de Conducción, que ofrece modos de conducción específicos:»Drift», que permite el deslizamiento del eje trasero, o el modo «Special», un perfil de conducción especialmente diseñado en Nürburgring y cuyos parámetros están adaptados a las características del legendario circuito.

Receta R: propulsor 2.0 TSI, cambio DSG de siete velocidades y tracción 4MOTION

La gama R comparte el mismo corazón. Bajo el capó se ubica un motor turboalimentado 2.0 TSI que rinde 221 kW (300 CV) y 400 Nm en el T-ROC, y que aumenta hasta los 230 kW (320 CV) y 420 Nm en el resto de modelos. Todos ellos incorporan tracción 4MOTION y transmisión DSG de 7 velocidades con una aceleración de 0 a 100 km/h de 4,7 segundos en Golf R (T-Roc R, 4,8 s, y Arteon R y Tiguan R 4,9 s).

Touareg R, un híbrido enchufable con 462 CV y 700 Nm de par motor

El SUV es el modelo más prestacional de la gama R, junto con el Golf. El Touareg recibe una tecnología híbrida enchufable con unas prestaciones de vértigo: 340 kW (462 CV), 700 Nm de par motor y un 0 a 100 km/h en 5,1 segundos. Esta cifra de potencia es el resultado de aunar un propulsor V6 3.0 TSI de 340 CV con un motor eléctrico de 136 CV.

Esta tecnología híbrida enchufable permite al Touareg circular día a día con cero emisiones, gracias a una autonomía eléctrica de hasta 47 kilómetros y disfrutar de las ventajas de la etiqueta cero. Al igual que el resto de la gama tiene tracción 4MOTION pero, a diferencia de sus hermanos, tiene un cambio automático Triptronic de ocho velocidades.

Elementos característicos de la gama R

La marca R se caracteriza por tener unas señas de identidad, diseño y personalidad propia. Incorpora frenos R-Performance aligerados y sobredimensionados. La personalización exterior permite elegir llantas de diseño exclusivo de 19 a 22 pulgadas, paquetes de diseño “Black Style”, paquetes R-Performance o el color Lápiz Blue, característico de la gama R.

En el habitáculo, nos encontramos con un interior personalizable totalmente digitalizado y asientos deportivos tipo bucket. Con variedad de tapicerías en cueros naturales como Nappa-Carbon o Cuero Puglia. Destacan las inserciones decorativas específicas en el salpicadero y en los paneles de las puertas, iluminados con luz de fondo. También están iluminados el logo R de las molduras de aluminio de los umbrales de las puertas delanteras. Los pedales están hechos de acero inoxidable.

Otra de las incorporaciones técnicas son sus suspensiones y barras estabilizadoras reforzadas con unos amortiguadores de nuevo tarado, que reducen la altura entre 10 y 20 mm en función del modelo. Todos los modelos cuentan con un tren de rodaje deportivo con suspensión adaptativa DCC, dirección progresiva y el modo de conducción Race con Launch Control. El eje delantero de nuevo diseño, ha sido optimizado y aligerado, con un subchasis fabricado en aluminio, que permite ahorrar hasta 3 kg de peso.

Volkswagen es la primera marca de volumen que ofrece sistema de escape Akrapovic, que además de potenciar su diseño, generan un auténtico sonido deportivo, que se puede regular según los modos de conducción y aportar una reducción de peso de entre 7 y 10 kg, debido a su fabricación en titanio.

1. El Golf R Variant llegará al mercado en los próximos meses.